Saltar al contenido
Inicio » como arreglar el deposito de agua del inodoro

como arreglar el deposito de agua del inodoro

El flotador del depósito de agua de la taza del inodoro es el que está en la mayor parte de los mecanismos de desempeño de la taza del inodoro. Resumiendo, es lo que activa al apretar la palanca de descarga y deja salir el agua del inodoro, lo que le deja regresar a llenarse hasta determinado nivel a fin de que la próxima persona logre bajar. La higiene de tu baño se arruina toda vez que el mecanismo se estropea, conque te exponemos maneras de reparar el tanque de agua de tu inodoro flotante. Bueno, nuestra keyword primordial aquí es «reparación», con lo que vamos a hacer todo lo que es posible para brindarle una solución para el flotador del tanque de su inodoro a fin de que no deba sustituirlo por uno nuevo. Pero antes de reparar los flotadores de su inodoro, primero debemos confirmarnos de que el inconveniente sea algo que se logre arreglar con solo unos pocos cambios en el mecanismo.

La solución mucho más fácil (y probablemente mundana) es contrastar que la cadena esté adecuadamente conectada a la palanca basculante. En ciertos casos, el mecanismo de riego automático provoca que la cadena se suelte de la palanca. Esto podría deberse al debilitamiento de la cadena gracias a la mineralización o sencillamente al desprendimiento del anzuelo. Si el inconveniente es tan fácil como eso, sencillamente regresa a conectar la corriente adecuadamente y listo, inconveniente resuelto en tu baño.

Adecentar el desagüe del inodoro

El exceso de cal o mugre, entre otros muchos componentes, ha podido haberlo obstruido. Te aconsejamos que los limpies con un harapo, cepillo, lejía o limpiapipas que puedes hallar en cualquier ferretería… Tras este desarrollo, el inconveniente habría de estar arreglado.

Si el inconveniente persiste y el agua prosigue saliendo con poca fuerza, asiste a un experto, como te da el Seguro de Hogar MAPFRE con coberturas como la substitución del aljibe, si es requisito. ¡Solicitud las reparaciones urgentes que cubre tu póliza!

1 – Cerca del inodoro hay un charco de agua.

Revisar con un paño o papel seco si sale agua por los tornillos de fijación de la cisterna. Si descubre la fuga allí, asegúrese de que estén apretados. Si estos tornillos están flojos, cierre el agua, vacíe la cisterna y apriete las perillas. Los tornillos tienen la posibilidad de estar rayados o gastados, en tal caso reemplácelos.

Hay 2 géneros de juntas: juntas de atornillado y juntas de estanquidad en la unión entre el inodoro y la cisterna. Desenrosque los dos y si no son los adecuados, reemplácelos por otros nuevos. Si están en buen empleo, compruebe que estén en su rincón y apriete los sujetadores.

Si el nivel del agua no sobrepasa el drenaje

Si esto pasa, es el drenaje el que está dañado.

De nuevo, la solución mucho más simple es sustituirlo por uno nuevo. El día de hoy puedes conseguir muchas descargas universales que te dejan llevar a cabo el cambio de forma fácil.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *