Saltar al contenido
Inicio » como arreglar jeans rotos

como arreglar jeans rotos

No tires tus pantalones rotos preferidos, ¡dales vida! Aquí te comparto unos pasos muy fáciles y simples para actualizar tus vaqueros rotos.

Arregla pantalones rotos con parches interiores

Mucho más información: Design Mom

Tenemos la posibilidad de decir que hay 2 maneras de poner un parche: dentro o fuera del orificio. Su colocación en el interior nos deja realzar el hueco convirtiéndolo en una “ventana”. Lo idóneo en un caso así es usar lonas estampadas con prominente contraste, pegándolas por la parte interior con estabilizador adhesivo de doble cara de la próxima forma: ubicamos el estabilizador en el pantalón, sin eliminar el papel que resguarda el adhesivo, y con un lapicero o marcador marcamos el perímetro del orificio. Requerimos la entretela para pegar la lona estampada a los vaqueros, pero no debe tapar la parte que se ve por el orificio, de esta forma que iremos a cortar el diseño que hicimos antes de pegarlo todo. Poner la lona con la friselina encima, centrar en el hueco y planchar siguiendo las normas del desarrollador. Entonces, para ofrecerle un acabado mucho más bonito, tenemos la posibilidad de bordar unas estrellas con un hilo del mismo color que la lona escogida.

De qué forma arreglar una pequeña raya en la entrepierna de tus tejanos:

  1. Limpia el orificio. Ya que la mezclilla es una lona, una rasgadura quiere decir que va a haber bastante desgaste en torno a los bordes, durante los bordes, lo que provoca que se vea desordenado y bien difícil de coser. Al recortar la parte deshilachada de los tejanos, tenga precaución de no recortar la una parte de la lona, solo los hilos deshilachados.
  2. Utilizando una aguja y también hilo del color de tus vaqueros, emplea la puntada de ojal o la puntada de manta para sellar los bordes deshilachados. Si tiene un overlock, asimismo puede emplearlo para adecentar el área deshilachada. Este paso evitará que los bordes deshilachados se deshilachen aún mucho más, singularmente a lo largo del lavado. Asegúrese de coser en torno a una cuarta parte de pulgada desde los bordes deshilachados a fin de que sus puntadas queden ajustadas. Este paso es opcional pero muy aconsejable en tanto que asegurará la lona y la va a ayudar a sostener su fachada aun tras múltiples lavados.
  3. Cose la abertura introduciendo la aguja a través del orificio y después sacándola del orificio para hacer una línea delgada que enlace el espacio. Tienes que poner las puntadas cerca del mismo rincón donde pones las puntadas de festón (u ojal) a fin de que tu trabajo se vea prolijo. Repita hasta el momento en que cubra toda la longitud del desgarro y entreteja los extremos sueltos.

Varias personas utilizan una parte plus de mezclilla u otra lona del tamaño del orificio como cubierta agregada de seguridad, pero o sea opcional.

1 remendado abajo y cosido a máquina

Este es, con bastante, mi procedimiento preferido, sencillamente no puedes confundirte.

Busca una lona que tenga precisamente exactamente el mismo peso que la mezclilla de tus vaqueros, o halla trozos de mezclilla del mismo color. Procura localizar una lona del mismo color que tus vaqueros.

LECCIÓN 1

De todas maneras, el paso inicial es cortar los extremos deshilachados, que son los hilos que sobresalen de los vaqueros cerca del orificio. Es esencial no olvidar recortar muy cerca del borde para remover material insignificante.

Para fisuras enormes es preferible emplear yeso. Para pequeños desgarros, busca un hilo afín al dobladillo de tus tejanos. Si el daño está lejos de ser una costura, lo destacado es emplear exactamente el mismo hilo que el tono de la lona, por norma general azul.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *